Orientaciones de seguridad vial de la UE para 2011-2020. Objetivos 1 y 2

  • Posted on: 11 August 2019
  • By: tuteorica

aula autoescuela

Mejora de la educación y la formación de los usuarios de la carretera. Mayor cumplimiento de las normas de circulación

En el post Normativa comunitaria en materia de Seguridad Vial hablamos sobre las decisiones tomadas en el seno de la Unión respecto a la movilidad y medios de transporte dentro de Europa. Mediante las Orientaciones de seguridad vial  de la UE para 2011-2020 se establecen los 7 objetivos siguientes para este periodo que está a punto de finalizar:

  1. Objetivo n° 1: Mejora de la educación y la formación de los usuarios de la carretera
  2. Objetivo n° 2: Mayor cumplimiento de las normas de circulación
  3. Objetivo n° 3: Mayor seguridad de las infraestructuras viarias
  4. Objetivo nº 4: Vehículos más seguros
  5. Objetivo nº 5: Promoción del uso de las tecnologías modernas para aumentar la seguridad vial
  6. Objetivo n° 6: Mejora de los servicios de emergencia y atención tras las lesiones
  7. Objetivo n° 7: Protección de los usuarios más vulnerables de la carretera

En este post vamos a recoger las medidas que se han intentado implementar para cumplir el primer y segundo objetivos. En el documento "Hacia un espacio europeo de Seguridad vial" se explica la necesidad de incidir en la mejora de la conducta de los usuarios desde dos niveles: 

  1. Observancia de las normas fundamentales de seguridad vial por parte de los usuarios
  2. Permisos de conducción y formación

 

1. Observancia de las normas fundamentales de seguridad vial por parte de los usuarios

 

  • Conducir de forma peligrosa es una lacra asimilable a la delincuencia y la Comisión se propone adoptar iniciativas en el marco de la política comunitaria en el ámbito de la justicia, no sólo en el caso de los camioneros, sino en el de todos los conductores.

La inobservancia por parte de los usuarios de la normativa básica en materia de seguridad vial (alcohol al volante, uso del cinturón de seguridad o del casco y exceso de velocidad) es la principal causa de accidentes graves. Gracias a una intervención centrada en estos tres factores se podría alcanzar más de la mitad del objetivo de reducción global del 50 % del número de muertes. Otra consecuencia no desdeñable es que una conducción sosegada contribuye a reducir significativamente el consumo de combustible y las correspondientes emisiones contaminantes.

Los estudios e investigaciones efectuados sobre esta cuestión ( los proyectos GADGET y ESCAPE ) han revelado que, si se pretende conseguir una mayor observancia de las normas por parte de los usuarios de la red viaria, es preciso adoptar un planteamiento global que combine, por una parte, la vigilancia policial y, por otra, la educación y concienciación de los usuarios.

A corto o medio plazo, la innovación tecnológica, tanto en el caso de los propios vehículos como en el del material de control, contribuirá asimismo a una mejor aplicación de las normas de seguridad. Las correspondientes actividades de investigación sobre los aspectos tecnológicos e institucionales recibirán subvenciones del VI Programa Marco de Investigación de la UE.

  • Los Estados miembros que mejores resultados obtienen en el sector de la seguridad vial son también los que disponen de los sistemas de control más eficaces, lo cual pone todavía más en evidencia la lamentable situación que prevalece en otros Estados miembros, sobre todo teniendo presentes las grandes expectativas de los ciudadanos en este ámbito.

Los controles varían mucho de un Estado miembro a otro. Conductores y camioneros saben perfectamente que, en algunos países, no deben «pisar a fondo», mientras que, en otros, pueden hacerlo casi con total impunidad. Esta constatación resulta chocante en la medida en que todo conductor puede desplazarse fácilmente de un país a otro y esta situación crea distorsiones de la competencia en el sector del transporte profesional.

Control policial

Para poner remedio a esta situación, la Comisión propondrá, en una primera fase , una serie de medidas en materia de control a fin de mejorar, por una parte, la aplicación de la normativa relativa a las infracciones más mortíferas y, por otra, la aplicación de la normativa vigente en materia social en el sector del transporte comercial.

Al objeto de evaluar la repercusión de las propuestas antes mencionadas, la Comisión ha iniciado recientemente estudios para recoger información básica sobre las normas de circulación vial, su control y su aplicación en la Unión Europea, y analizar de este modo la rentabilidad de las propuestas. En el caso de algunas medidas, se observan índices de rentabilidad de 10 :1.

En este contexto, la Comisión también ha establecido las relaciones de cooperación necesarias con los Estados miembros y los organismos policiales (como TISPOL, red europea de policías de tráfico) y de inspección (especialmente con Euro Contrôle Route, organización europea de inspectores de transporte).

En las cuestiones ya cubiertas por la normativa comunitaria existen diferencias importantes entre las incriminaciones y las sanciones impuestas por las infracciones al código de la circulación previstas en la normativa de la Unión Europea, sobre todo en lo tocante a la retirada del permiso de conducción. La Comisión considera que los Estados miembros deberían agilizar la aplicación del Convenio de Viena de 1998 sobre las decisiones de privación del derecho de conducir. Para contribuir a ello, la Comisión tiene la intención de impulsar la creación de una red de información entre las administraciones nacionales competentes en materia de permisos de conducción. De forma más general, sería útil comparar los diversos mecanismos de sanción vigentes, la manera en que se aplican y su eficacia (benchmarking).

En cuanto a las campañas de educación y concienciación, la Unión Europea puede subvencionar campañas informativas a escala europea fundamentalmente destinadas a concienciar de las consecuencias que se derivan del incumplimiento de las normas de seguridad vial y de la existencia de controles. Como valor añadido, la Comisión concederá prioridad a las campañas paneuropeas que se integren en el marco de los objetivos establecidos por el presente programa y se articulen en torno a una actividad nacional existente llevada a cabo por la policía u otros organismos. Tales medidas se destinarán ante todo a los usuarios vulnerables, los conductores jóvenes y los ancianos.

Junto al conjunto de medidas en materia de control, la Comisión subvencionará también campañas específicas para que los usuarios tomen conciencia de las tres causas principales de mortalidad en carretera (velocidad, alcohol y prescindir del cinturón de seguridad).

  • El uso de drogas ilícitas y de ciertos medicamentos es un factor de accidente cada vez más preocupante, al igual que la reciente tendencia al policonsumo, es decir, a ingerir drogas y alcohol al mismo tiempo. De no adoptarse rápidamente medidas, podría haber pronto más accidentes de tráfico imputables a las drogas que al alcohol. Se deberán tomar diversas medidas para luchar contra esta lacra como, por ejemplo, la instauración de un procedimiento armonizado para detectar las drogas ilícitas en todos los conductores implicados en accidentes mortales, el perfeccionamiento de instrumentos de detección, una formación adecuada de los agentes de tráfico y la puesta en común de los resultados en el campo de los estudios de prevalencia, del control y de la rehabilitación. Estas medidas serán objeto de iniciativas a escala europea. De hecho, la Comisión emprendió, en colaboración con la administración estadounidense, un estudio que tiene como objetivo evaluar los resultados y los métodos de utilización de dispositivos que puedan emplearse en los controles en carretera para detectar el consumo de drogas en los conductores de vehículos. Además, también se requerirá la contribución de médicos y farmacéuticos para que proporcionen a los pacientes información sobre los efectos de su tratamiento en la capacidad para la conducción. La Comisión examinará si procede generalizar la utilización de pictogramas adecuados y armonizados en los envases de los medicamentos, basados en una clasificación europea de medicamentos en función de sus efectos.

 

  • Medidas propuestas
    • Proponer medidas para intensificar los controles y la correcta aplicación de las normas de seguridad más importantes.
    • Elaborar orientaciones sobre las mejores prácticas en materia de controles policiales; recopilar, comparar y publicar información sobre los códigos de la circulación nacionales, así como sobre las infracciones detectadas y las sanciones aplicadas en los distintos países.
    • Participar en campañas de concienciación sobre el alcohol, el cinturón de seguridad, la velocidad y el cansancio, siempre que sea posible de forma combinada con las actividades de la policía a escala nacional.
    • Fomentar la aplicación de la recomendación referente a la tasa máxima de alcoholemia, continuar las actividades sobre los efectos de las drogas y los medicamentos.
    • Introducir una clasificación y un etiquetado apropiados para los medicamentos que tienen efectos en la capacidad de conducción de vehículos.
    • Armonizar con el tiempo las sanciones impuestas por las principales infracciones a las normas de circulación en el transporte comercial internacional.

 

2- Permiso de conducción y formación

 

Permiso conducción
Permiso conducción

 

Garantizar la seguridad de todos los usuarios de la vía publica es uno de los objetivos primordiales de las políticas relativas a la concesión del permiso de conducción en Europa. La formación y la información permanentes de los usuarios acerca de los riesgos vinculados a los accidentes de circulación, las consecuencias de comportamientos peligrosos, las disposiciones de control, la observancia de las principales normas de seguridad y el interés que presenta una actitud positiva ante medidas correctivas eficaces constituyen un aspecto esencial de las actividades relacionadas con la seguridad vial.

La normativa sobre permisos de conducción facilita la libre circulación de las personas y contribuye a mejorar el comportamiento de los conductores en determinados aspectos, en particular gracias a las pruebas de conducción que forman parte del examen para obtener el permiso, cuyos requisitos mínimos se han modificado para hacerlos considerablemente más estrictos. La Comisión examinará medios para perfeccionar el sistema de acceso progresivo a las diversas categorías de permisos, evitar las posibilidades de fraude demasiado flagrantes que propicia la profusión de modelos de permiso válidos en el territorio de la Unión Europea, y comprobar que los conductores conservan sus facultades.

Asimismo, la Comisión efectuará una actualización de los requisitos mínimos en materia de aptitudes físicas y mentales y de las disposiciones que permiten a las autoridades competentes aplicar tolerancias o restricciones a los conductores que siguen tratamientos de larga duración que reducen su capacidad para conducir un vehículo.

También resulta esencial prestar mayor atención a los problemas específicos de los jóvenes y de las personas de edad en el marco del permiso de conducción y de la educación vial. Varios Estados miembros han establecido de manera concluyente un régimen de acceso progresivo, desde la edad escolar, a las diversas categorías de permisos, acompañado de disposiciones especiales y de actividades de formación permanente. La Comisión evaluará la posibilidad de establecer este tipo de medidas a escala europea con miras a reducir el excesivo riesgo de accidente al que se enfrentan los jóvenes conductores sin experiencia. Se han iniciado varios estudios en este campo con el apoyo de la Comisión. Los resultados que se obtengan permitirán a la Comisión redactar en breve plazo una recomendación sobre el funcionamiento de los permisos provisionales y de las guías de orientación en estos ámbitos.

Al mismo tiempo, conviene proseguir las actividades sobre la rehabilitación de los autores de infracciones graves al código de la circulación y sobre las cuestiones que plantea el Convenio de 1998, ya citado, sobre el reconocimiento mutuo de las decisiones de privación del derecho de conducir. Un estudio sobre los programas de rehabilitación organizados en algunos Estados miembros muestra que ciertos programas poseen una eficacia notable, ya que reducen los casos de reincidencia en un 50 %. Por consiguiente, parece prometedor vincular un sistema de permisos probatorio o de puntos a cursos de rehabilitación a los que esté supeditada la restitución del permiso retirado. Además, es de esperar que la creación de una red de comunicación informatizada entre autoridades competentes de los registros nacionales de permisos de conducción contribuya a reducir las posibilidades de fraude y a aplicar el Convenio de 1998.

En este mismo contexto, la Comisión también tiene la intención de presentar a su debido tiempo una propuesta de normalización a escala europea de las cualificaciones que han de poseer los instructores y los examinadores en aras tanto de la seguridad como de la libre circulación de los servicios de enseñanza y formación.

Por último, se evaluarán las ventajas que presentan las prometedoras actividades que se están llevando a cabo para introducir un permiso de conducción electrónico o el uso de simuladores en el aprendizaje y perfeccionamiento de la conducción.

Propuestas

  • Modificar la Directiva 91/439/CEE sobre el permiso de conducción a fin de incorporar normas mínimas aplicables a los examinadores de conducción de automóviles y el acceso progresivo a los vehículos de motor para reducir el riesgo de accidente en el grupo de los conductores noveles
  • Proseguir la labor de revisar a la luz del progreso científico las normas mínimas relativas a la aptitud física y mental para la conducción y estudiar la repercusión de los exámenes médicos en la seguridad vial.
  • Facilitar un planteamiento científico del aprendizaje de la conducción y de la formación en el ámbito de la seguridad vial desde la edad escolar.
  • Continuar las actividades específicas relativas a los jóvenes conductores y a los métodos de rehabilitación destinados a reducir el porcentaje de reincidencia.

 

 

TAGS: 
CONTENIDO: 
ETIQUETAS BLOG: